Visor Bolivia Diario Multimedia
Lunes, 3 de Agosto de 2020

Escribe Daniel Kirigin Zamora

Racismo, raza y etnicidad en el Estado Plurinacional

OPINIÓN | 11 Jun 2020

El racismo volvió a ser un tema de discusión; en el ámbito internacional, a consecuencia de los recientes sucesos acaecidos en los Estados Unidos, y en el ámbito interno, por las declaraciones de una autoridad nacional.

Hablar de raza o racismo en Bolivia es altamente polémico, ya que estos conceptos se entremezclan con la política, el género y las clases sociales. En este breve ensayo se abordan estas categorías desde diferentes ópticas, partiendo desde una aproximación conceptual entrelazada con una breve discusión teórica sobre estos conceptos.

Es necesario comenzar esta reflexión, manifestando que contrariamente a lo que se cree, el concepto de raza no obedece a aspectos biológicos sino hegemónicos. Sus orígenes se remontan a los siglos XV y XVI, -etapa histórica correspondiente a la expansión colonial europea-, en la cual las naciones europeas establecieron jerarquizaciones sociales desde una mirada eurocéntrica respecto a los colonizados o conquistados, que en los hechos se tradujo en una clasificación entre los europeos y los diferentes pueblos conquistados; éstos últimos fueron vistos como de razas diferentes e inferiores según los parámetros europeos. Esto, evidentemente sirvió para legitimar a nivel ideológico a los conquistadores y con ello, el proceso de conquista.

No obstante los orígenes del término, hubieron algunos defensores de la existencia de las razas como Samuel George Morton, que en el siglo XVIII fue el principal difusor de la teoría del poligenismo, que establecía que las diferentes razas se originaron el lugares distintos.

Si bien algunas corrientes biologicistas, -como la mencionada-, defendieron la existencia de las razas, no fue hasta el descubrimiento de la molécula del ADN en 1953 por James Watson, que todas estas teorías se desplomaron. De esta manera, el concepto de la existencia de las razas desde el punto de vista científico fue totalmente desvirtuado, lo que en los hechos, significa que las razas no existen ni existieron desde el punto de vista de la ciencia, siendo más una construcción social. Sobre este punto Stuart Hall mencionó en su artículo The problem, que: “Antes que entidades fijas e inmutables la raza es un producto de condiciones históricas”.
Por todo lo expuesto surge el siguiente cuestionamiento: ¿si no existen las razas, qué es lo que existe? Respondiendo a esta pregunta, una forma de denominar a aquellos grupos que comparten una identidad en común es el término de etnia. Así, la etnicidad ocupa un lugar dentro de la academia y la ciencia siendo una categoría que permite estudiar y comprender los lazos culturales que comparte un grupo de personas.

A pesar de que a mediados del siglo XX, como se manifestó, la ciencia a través de la biología ha desvirtuado la existencia de entidades raciales, la idea de las razas en el imaginario social aún está presente y aunque científicamente las razas no existen, el racismo y la discriminación sí que existen. Sobre este punto no está demás mencionar los ejemplos a través de la historia en los cuales se cometieron terribles genocidios defendiendo la idea de que un grupo es muy diferente a otro, como el genocidio armenio de 1915, en el que murieron 1.800.000 personas; o el genocidio en los Balcanes en la ex Yugoeslavia, en el cual murieron alrededor de 8.000 serbios; o el genocidio en Ruanda en 1994, en el que murieron más de 1.000.000 de personas de la etnia Tutsi. Denotándose con ello, que no es eminentemente la condición de raza la que ha dominado el escenario de conflictos desencadenantes de genocidios; sino la imposición, de un grupo –socialmente construido.

En el caso de Bolivia, la noción de raza se complejiza, puesto que en su condición de sociedad plural se confunden tanto los rasgos culturales, como el nivel educativo escolarizado, la urbanidad, la vestimenta, u otros, con características raciales. De esta manera, aunque un individuo tenga ancestros cercanos que son de un grupo étnico específico, al ser de la ciudad y cambiar de estrato social, se considerará de una raza diferente; algo que en los hechos evidentemente no obedece a un sentido racional, más aún, tomando en cuenta de que en Bolivia de una u otra manera cada boliviano es heredero de un bagaje cultural propio de algún pueblo precolombino.

Razones que permiten reflexionar en que el “racismo” y la discriminación en Bolivia son parte de un problema estructural en el cual se mezclan la historia, lo étnico, las diferencias de género, las clases sociales y aspectos hegemónicos y económicos. Todas estas nociones construyen y sustentan la idea de la existencia de las razas aún presente en el imaginario de los bolivianos, lo cual no es una negación de la evidencia de identidades sociales existentes, no obstante, éstas se cruzan e interactúan.

En este sentido, es necesario entender que todo boliviano es producto de un sincretismo en el cual diversas culturas dejan su aporte en las costumbres, tradiciones, formas de actuar, lenguaje y arte y es eso justamente lo que hace ricas a las diversas sociedades. En este norte, es importante crear acciones y políticas educativas orientadas a atacar el fondo del problema, el cual se relaciona con la otredad y la creencia de que somos muy diferentes. Si bien la educación es la herramienta fundamental en pos de sociedades más justas, ésta debe de ir de la mano con la disminución de las brechas sociales, las cuales se entre cruzan con el racismo y la discriminación.

//*Daniel Kirigin Zamora es catedrático universitario, cursante de Doctorado en Universidad San Francisco Xavier de Chuquisaca//

//**LOS TEXTOS REPRODUCIDOS EN ESTE ESPACIO DE OPINIÓN SON DE ABSOLUTA RESPONSABILIDAD DE SUS AUTORES Y NO COMPROMETEN LA LÍNEA EDITORIAL PLURAL – LIBERAL DE ESTE MEDIO DE COMUNICACIÓN// 

SI ¿Fue interesante la noticia? NO
Las aulas en los colegios fiscales, privados y de convenio quedarán vacías hasta 2021 / FOTO REFERENCIAL MÉRIDA DIGITAL

SOCIEDAD | 2 Ago 2020

VISOR BOLIVIA / Redacción central.- El Gobierno constitucional determinó este domingo, que el año lectivo 2020 queda clausurado en fecha 31 de julio. Los estudiantes pasan de grado automáticamente y el sector fiscal continuará percibiendo sus salarios mientras el sector privado sufre el descalabro de su economía.

La Corte Suprema también pidió a Twitter eliminar perfiles en Brasil  / AP

MUNDO | 2 Ago 2020

Facebook dijo que la nueva orden representa una amenaza a la libertad de expresión fuera de la jurisdicción de Brasil

Foto agencias

ECONOMÍA | 2 Ago 2020

Explicó que con este procedimiento, el Legislativo, controlado por el MAS, está incumpliendo la CPE 

Foto agencias

SOCIEDAD | 31 Jul 2020

En Bolivia, pese a la pandemia, ya se iniciaron actividades de chaqueos y quemas en diferentes regiones

Foto agencias

POLÍTICA | 31 Jul 2020

Villasante instruye paro general indefinido con bloqueo de las mil esquinas desde el lunes 3 de agosto

Foto agencias

SEGURIDAD | 31 Jul 2020

Especialistas de Cibercrimen hacen rastrillaje en redes sociales con el fin de dar con los autores